dimecres, 15 de juliol de 2009

Yo ya me iba


Sólo vine para ver como estaba todo esto.
Si podíamos hacer un café y de paso
me enseñabas aquello

de lo que tanto me habías hablado.
¿Ves todos estos relojes,
en el centro de los cristales?

Marcan la hora de ciudades diferentes.
Para que nunca olvides que tienes un billete de vuelta.
Y que tu hora no es la de aquí.
Y que sólo vienes de visita.
Un par de sorbos más, y me voy.